Mitos y realidades del turimos m??dico

Mitos y realidades del turimos m??dico

Como toda industria, el turismo m??dico esta lleno de mitos.

Antes de continuar, es necesario conocer la definici??n de mito. Una de las acepciones de la RAE , indica que mito es una ???persona o cosa a las que se atribuyen cualidades o excelencias que no tienen, o bien una realidad de la que carecen???. (RAE)

Los mitos se distinguen cuando se presenta la realidad. Existen muchas afirmaciones y apreciaciones en turismo m??dico que, en mi opini??n personal, desvirt??an, confunden e inclusive da??an el desarrollo de una industria con tanto potencial para la regi??n.

Este art??culo intenta recoger algunos de los mitos que, generalmente, suelo escuchar en distintos foros, conferencias y eventos. La realidad que expongo no es mas que la sumatoria de muchas de mis experiencias y vivencias acumuladas en turismo m??dico en los ??ltimos a??os.

Adicionalmente, este art??culo lo considero ???din??mico??? en tanto y cuento ser?? actualizado regularmente. De manera que estar?? incorporando nuevos mitos y realidades del turismo m??dico. Por lo tanto, t??mese el tiempo de leerlo de nuevo en los pr??ximos meses.

Mito: El paciente internacional es una persona con alto poder adquisitivo

Realidad: Mi experiencia en turismo m??dico me indica que, en la gran mayor??a de los casos, el paciente internacional pertenece a un estrato socio econ??mico medio ??? medio bajo en su pa??s de origen. En el caso concreto de pacientes norteamericanos, son personas asalariadas, que no cuentan con seguros m??dicos o sus coberturas de seguros son muy bajas.

Mito: Solo buscan precios

Realidad: Si bien es cierto que la diferencia de costos, y el consecuente ahorro, es la principal raz??n para que un paciente internacional decida viajar al exterior tambi??n es cierto que no es el ??nico factor.

Algunos estudios han revelado, que los tiempos de atenci??n, la disponibilidad de tratamientos especializados en el pa??s de residencia, mejor atenci??n y mejor calidad son otros elementos que est??n siendo evaluados y sopesados por el paciente.

Mito: El turismo m??dico esta reservado para los grandes hospitales

Realidad: Cada d??a mas, micros, peque??as y medianas empresas prestadoras de salud, est??n competiendo exitosamente en turismo m??dico. En mi opini??n personal, la especializaci??n y la personalizaci??n del servicio son las dos ventajas competitivas de las micros, peque??as y medianas empresas.

Sin embargo, aunque lo anterior constituye una excelente noticia, es necesario destacar que estas empresas necesitan realizar una serie de cambios y adecuaciones importantes para poder captar, atender y recibir pacientes internacionales. Para mas informaci??n, lea el articulo el reto de las Pymes. En el caso particular de Am??rica Latina, resulta imperioso el desarrollo e implementaci??n de programas de apoyo y asesor??a en diversas ??reas (capacitaci??n, financiamiento, promoci??n internacional, servicios al cliente, competencia cultural, etc.) por parte de gobiernos e instituciones p??blicas y privadas.

Mito: No es necesaria la acreditaci??n internacional

Realidad: Hace 5 a??os atr??s hubiera podido estar de acuerdo con usted, pero hoy en d??a tengo que diferir. La acreditaci??n internacional en turismo m??dico se ha convertido en uno de los factores diferenciadores m??s importantes y uno de los elementos de mayor relevancia tanto para pacientes como para empresas aseguradoras, auto-aseguradas y facilitadores m??dicos. Para mas informaci??n lea el art??culo: La acreditaci??n internacional en turismo m??dico.

Mito: Una vez que logre acreditarme, empezar??n a llegar los pacientes internacionales

Realidad: Quisiera decirle que as?? es, pero me veo en la incomoda situaci??n de afirmarle lo contrario. No es cierto que la acreditaci??n internacional genere pacientes internacionales. Este es un argumento profundamente minimalista y carente de sustentaci??n. La acreditaci??n internacional debe formar parte de una preparaci??n integral por parte de la instituci??n prestadora de salud para captar, gestionar y atender pacientes internacionales.

Mito: Turismo m??dico es un nicho

Realidad: En mi opini??n personal, el turismo m??dico es una nueva industria. El turismo m??dico aunque tiene elementos comunes y propios de cada industria (tur??stica y atenci??n m??dica, lo cual puede generar ciertas confusiones) tiene su propia complejidad e identidad, inherente a si mismo y producto del concurso activo y concertado de varias empresas (hospitales, hoteles, cl??nicas, agencias de viajes) con diversas especializaciones.

Mito: Manejar pacientes internacional es sencillo

Realidad: Todo aquel que afirme que el manejo de pacientes internacionales es sencillo, simplemente no ha atendido alguno o lo ha hecho de manera irresponsable.

El itinerario de un paciente internacional y su acompa??ante puede llegar a ser (y de hecho lo es) muy complejo y riguroso por la coordinaci??n y log??stica de una gran variedad de servicios tales como vuelo internacional, transportes, tratamiento m??dico, proceso de recuperaci??n, hospedaje, tipo de alimentaci??n, actividades recreativas y tur??sticas, servicios especiales (enfermer??a, interprete) entre otros.

Mito: Solo es importante el paciente

Realidad: Aunque el paciente es prioritario, su acompa??ante merece especial atenci??n y dedicaci??n. Esto es a??n m??s cierto ya que el paciente internacional suele viajar con alg??n familiar o amigo. Por lo tanto, el acompa??ante:

Deber ser tratado con la misma atenci??n que el paciente.
Juega un rol importante en el desenvolvimiento del tratamiento o intervenci??n.
Tiene sus propias necesidades y requerimientos.

Mito: Quieren hacer turismo.

Realidad: En un estudio publicado por el Dr. Jagyasi en el 2010, el deseo de realizar alguna actividad tur??stica ocupa tan solo el sexto lugar entre los principales motivos de recibir un tratamiento m??dico en el exterior.

El paciente internacional manifiesta mayor preocupaci??n e inter??s por factores como el costo, los tiempos de atenci??n, la disponibilidad de tratamientos especializados en el pa??s de residencia, mejor atenci??n y mejor calidad en el destino.

Mito: No es necesario hacer ning??n cambio

Realidad: Para atender pacientes internacionales, usted deber?? hacer cambios.

No importa si usted representa un hospital, agencia de viaje, cl??nica, centro de especialidades m??dicas, hotel o empresa de transporte, los cambios, adecuaciones y mejoras tendr??n que ser realizados. Algunos de ellos ser??n sencillos, quiz??s otros ser??n de mayor complejidad. Unos de corto plazo, otros de largo plazo. Unos representaran una baja inversi??n, otros mucha inversi??n.

Los cambios pueden ser necesarios en equipamiento, infraestructura, selecci??n y capacitaci??n del personal, procesos, protocolos, procedimientos, etc.

Mito: No es necesario una oficina de pacientes internacionales

Realidad: Para atender un paciente internacional mensualmente, quiz??s no sea necesario, pero si usted realmente desea participar (y competir) exitosamente en turismo medico y recibir un n??mero cada vez mayor de pacientes de manera regular, la creaci??n de una oficina de pacientes internacionales es fundamental.

Mito: Solo importa el tratamiento m??dico

Realidad: Aunque el tratamiento medico es la raz??n principal del viaje, el paciente internacional necesita recibir apoyo, gu??a, asistencia y ayuda en la programaci??n de su itinerario. Desde la elecci??n adecuada de su hotel o centro de recuperaci??n, el transporte desde y hacia el aeropuerto, el transporte desde y hacia el hospital o cl??nica hasta los horarios de servicios religiosos, cambio de monedas, actividades complementarias, entre muchas otras mas.

Mito: La conveniencia de los paquetes m??dicos

Realidad: No todo puede ser empaquetado. La promoci??n de un paquete m??dico debe ser estrictamente referencial e informativo para el paciente. Nunca debe constituirse, por si mismo, en la soluci??n ideal todos los pacientes.

El paquete m??dico ???ideal??? es aquel que se dise??a espec??ficamente para cada paciente y su acompa??ante tomando en cuenta su presupuesto, edad, tipo de tratamiento, tiempo de recuperaci??n, gustos, preferencias y necesidades, etc.